Pareciera horrible buscar alternativas para el fallecimiento de tu mascota, pero ¿te digo algo?, en realidad es bastante responsable. Así como buscas el mejor alimento, la mejor pensión o el mejor juguete, también es válido buscarle el mejor final. Esto no significa que lo desees, pero si que deseas darle lo mejor en todo momento.

Hoy en día, las opciones para quienes amamos a nuestras mascotas se reducen a dos, el entierro o la cremación. Si tú como yo, no tienes un jardín o un lugar donde enterrarlo, ya nos limitamos a una sola. Para la cremación sin embargo, hay muchas opciones, pero es importante que te diga que no todas son confiables. Cuando comencé a crear esta empresa, sólo sabía que deseaba ofrecer una opción cálida y humana, pero pensaba que cualquier otra empresa era igual al tratarse del proceso. Es triste reconocer lo que fui descubriendo con el tiempo de varios de mis futuros competidores.

El negocio de la incineración puede ser sumamente fraudulento y es importante que esta información se dé a conocer. Muchas empresas buscan evitarse costos necesarios para realizar una cremación realmente ética.

Si deseas investigar más y conocer cuestiones más técnicas te invito a leer el siguiente artículo (La cruda realidad sobre crematorios de mascotas), donde al final podrás estar seguro de tomar la mejor alternativa para tu mascota.